Foro del grupo de traducción La Noche de los Caídos ________________ http://lanochedeloscaidos.blogspot.com
 
ÍndiceCalendarioFAQBuscarRegistrarseConectarse
Últimos temas
» Reimei no Arcana: Los inicios
Miér Oct 26, 2011 1:40 am por Luna

» Kooporasu e Youkosu
Mar Oct 25, 2011 11:13 pm por Luna

» Kiraboshi Dial
Mar Oct 25, 2011 7:08 pm por Xane

» Kuranoa [Cry no More]
Sáb Jun 04, 2011 5:29 am por Luna

» KIRI - the route of infection KANARIA
Sáb Jun 04, 2011 5:26 am por Luna

» Kanojo wa Uso wo Aishisugiteru
Sáb Jun 04, 2011 5:23 am por Luna

» Renai Idenshi XX
Sáb Jun 04, 2011 5:21 am por Luna

» Zettai Jousei
Sáb Jun 04, 2011 5:18 am por Luna

» Teiden Shoujo
Sáb Jun 04, 2011 5:17 am por Luna

Página principal de NC

Mejores posteadores
Lena
 
PrincesaExtrema
 
JiHae
 
PaigeDark
 
xisca
 
Elena Vladescu
 
Tama-chan
 
Clavert
 
vecky
 
kimy25
 

Comparte | 
 

 Notas de un genocidio vampirico

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
Ir a la página : 1, 2  Siguiente
AutorMensaje
Luna
Admin de los Caídos
Admin de los Caídos



MensajeTema: Notas de un genocidio vampirico   Sáb Jul 04, 2009 10:24 am

Mis ojos se abrieron lentamente, mientras la luz me cegaba. El piso estaba helado, y yo no llevaba puesto mas que un ligero vestido blanco. Mis musculos me dolian y estaban agarrotados, como si hubiera sido golpeada hasta el desfallecimiento. Cosa que era probable que hubiera ocurrido.
Estaba cansada, con hambre, golpeada, y con mucho frio...
Mi mirada no enfocaba bien, e intente levantarme no son mucho esfuerzo de mi parte.
Me sente y al momento de mirar los golpes en mi cuerpo, note que habia estado sangrando considerablemente. Eso explicaba la sed en mi garganta y mis musculos agarrotados.
En las piernas tenia grandes moretones oscuros, me acaricie mi rostro suavemente, pero al parecer ahi no habia ningun golpe, mas que un ligero rasguño en la mejilla izquierda, que ya habia comenzado a sanar.
Suspire.
Nada podria ser peor que despertarte en el suelo de una habitacion completamente vacia y esteril, que unicamente tenia una puerta de metal reforzado.
Despacio, fui levantandome,mientras recargaba mi peso en la pared.

Intente moverme, pero me era imposible hacerlo sin si quiera sufrir dolores agonizantes, que por poco, provocaban que cayera en la inconsciencia.
Un sonido muy tenue recorrio la habitacion, y en un instante, estaba abierta.
Habia tres hombres, el que venia al ultimo era de tez bronceada y ojos verdes, unos musculos se marcaban a travez de sus ropas, mientras me miraba con temor. El hombre que estaba a su lado, me miraba de la misma forma, solo que este era de cabello castaño y ojos miel, y menos ejercitado, daba una apariencia bastante apacible.
Al frente, venia un tipo de 1.90, de cabello negro y ojos grises, profundos...

Y su forma de mirar me dio pavor...
Se acerco a mi, mientras que oleadas de sentimientos, pensamientos, sonidos, olores me llenaban.
Me deje caer de nuevo y mis ojos se cerraron, me sentia de repente muy cansada.
Pero pronto senti a otra persona junto a mi. Cuando abri mis ojos, el hombre de ojos grises estaba en frente mio, mientras un dedo alzaba mi barbilla para que lo mirara a los ojos.
No podia apartar la mirada de sus ojos, ni si quiera el aroma de su sangre me hacia distraerme.
-Dime, ¿que recuerdas?-pregunto con voz suave, sensual.

Y entonces olvide todo.

(Hola!!!!!!, pues sin nada que hacer de madrugada XDD, me he decidido por comenzar un nuevo rol.
La historia va a ser de vampiros, licantropos, peleas, tios frios ...
jajaja y lo que se vaya desarrollando.
Por lo mientras, necesito que alguien haga el papel de la amiga desesperada que busca a la chica que he puesto yo, amiga que se va a ser pasar por mala para ayudarme y me va a liberar de donde estoy.
Eso es por lo mientras y como se vaya desarrollando la historia xdd, un saludo!!!!!!!!)

_________________
[center]
~Gracias Erea, por la firma de mi marido~



~Gracias JiHae por mi hermosa montura celeste~ *-*
Spoiler:
 


Última edición por Luna_Volturi el Dom Feb 21, 2010 6:44 pm, editado 2 veces
Volver arriba Ir abajo
Xane
Admin de los Caídos
Admin de los Caídos



MensajeTema: Re: Notas de un genocidio vampirico   Sáb Jul 04, 2009 7:36 pm

(A ver... lo intento xD)
El lobo inclinó la cabeza ante mí, pidiendo permiso para hablar.
- Adelante. Habla. - ordené.
"La hemos encontrado. El clan de los del norte, son vampiros nuevos, débiles, la tienen en unos viejos almacenes." informó el lobo.
Con eso era suficiente.
- Gracias. Puedes irte.
El lobo se inclinó respetuosamente y se retiró.
¿Vampiros jóvenes, débiles? Alguien así no podía haberla capturado. A no ser... que ella se dejara atrapar.
Pocas veces en los muchos años de mi vida había perdido la calma, pero aquel era uno de esos momentos. Y no respondía de mis actos.
Si en esos momentos la tuviera delante le hubiera roto el cuello por el simple hecho de dejarse capturar.
- Estúpida niñata - bufé.
De un salto me encaramé a la balaustrada de la terraza y me lancé al vacío.
Cuatro pisos más abajo aterricé silenciosamente y eché a correr. En poco tiempo había alcanzado la parte norte de la ciudad, deslizándome como una sombra moviéndose a la velocidad de la luz entre los pocos transeúntes ignorantes que se atrevían a salir de noche.
El aire frío de la noche me traía el olor a vampiro. Había cuatro hombres vampiros, y unos cuantos humanos, probablemente sirvientes. Ninguno sería un problema.
Y también estaba el olor de ella.
Sin pensar y con la furia hirviendo en mi piel con un movimiento de mi mano lancé la puerta del almacén por los aires. Los sirvientes humanos se me quedaron mirando un momento asombrados. No me habían oído venir. Cuado se recuperaron de la sorpresa se lanzaron sobre mí.
Me desembaracé de ellos con un par de movimientos sin detenerme. Al poco un rastro de cadáveres iba quedando a mi paso, mientras descendía al piso subterráneo del que provenía el olor a vampiro.
Allí estaban.
El tiempo pareció detenerse cuando repararon en mí.

_________________

Volver arriba Ir abajo
Luna
Admin de los Caídos
Admin de los Caídos



MensajeTema: Re: Notas de un genocidio vampirico   Sáb Jul 04, 2009 8:53 pm

Yo no recordaba nada antes de ese momento. Todo, olvidado, como si un hechizo se hubiera activado con sus palabras, como si algo me hubiera sido robado...
-Beleth , preciosa,tienes que recordar algo- dijo el hombre de atras, el moreno.
-ella no recordara nada, Godrick. Se ha borrado la memoria a proposito.
Estaba asustada, antes sabia quien era yo y ahora... no era nadie.
Pero algo comenzo a tirar en mi cabeza, un gran poder, muy antiguo.
Se escucho un fuerte estruendo. Entro un hombre, y de la nada, mato en un rapido movimiento, a los dos sujetos que estaban de guardaespaldas, haciendo sus cabezas rodar, mientras que sus cuerpos se incendiaban.
Se acerco elegantemente, mientras que el tio que estaba delante de mi, salia despedido por lo aires y chocaba cotra la pared, sin siquiera moverse.
Se detuvo a unos pasos de mi
-seras estupida Beleth, como es posible que dejes capturar sin mas???, pero si pudiste haberlos acabado en un instante!!!!!!!!!!!!!!- su voz denotaba furia, apretaba las manos a los lados de su cuerpo, mientras su mirada oscura y rojiza me miraba.

-Yo...- mi voz sonaba temblorosa, fragil; estaba todavia contra la pared en estado de shock.
-Haz olvidado todo-dijo con voz mas tranquila.Se inclino delante mio, con una calma que no era solo aparente, la sentia de verdad. Pero, como era posible si estaba en un cuarto con dos cadaveres de vampiros y uno que no se movia??
Se sento enfrente mio, y su cabello ondeo siguiendo sus movimientos...
-Por que has borrado tu memoria??, se que ultimamente no estabas muy feliz, pero es una completa estupidez.
-No lo he hecho yo..., se ha ido cuando el me dijo que si recordaba todo- dije con voz un poco mas calmada, pero solo era apariencia- que era el de mi???
-Fue tu amante. -dijo con voz helada, al parecer la idea de que el haya sido mi amante no le hacia feliz- te dije que no convenia enrrollarte con el, pero eres muy terca, y el tio te gusto- comento con odio

Yo mire al que estaba sin moverse...
-Esta muerto?- mi voz sono muy fria, pero esa no habia sido mi intencion, al parecer asi hablaba comunmente
-No, lo hare sufrir, que te ha dejado muy lastimada.. tardaras meses en sanar.- su mirada recorrio mi cuerpo y se endurecio aun mas, cuando vio la sangre en los brazos...
-si vuelves a dejarte lastimar asi, te asesinare. Vamonos ya, que todo apesta a tu sangre-dijo levantandose mientras arrugaba la nariz...

_________________
[center]
~Gracias Erea, por la firma de mi marido~



~Gracias JiHae por mi hermosa montura celeste~ *-*
Spoiler:
 


Última edición por Luna_Volturi el Dom Jul 05, 2009 1:04 am, editado 2 veces
Volver arriba Ir abajo
Xane
Admin de los Caídos
Admin de los Caídos



MensajeTema: Re: Notas de un genocidio vampirico   Sáb Jul 04, 2009 11:19 pm

- Doy por hecho que puedes caminar, siempre has sido demasiado fuerte. No me haría gracia tener que cargarte.
Beleth se puso en pie y salimos, pasando por encima de los dos cadáveres de los vampiros muertos.
- ¿Qué pasa con el...? - preguntó ella mirando al que seguía inconsciente.
Entrecerré los ojos.
Pensar que había elegido a ese tio cuando yo... Sacudí la cabeza alejando esos pensamientos de mi mente.
- Me ocuparé de él más tarde - dije friamente.
En cuanto salimos del almacén me puse a caminar a paso más rápido del que era normal en un humano, pero cuando me di cuenta, estaba solo. Me volví atrás y vi a Beleth que me miraba atónita aún desde la puerta del almacén.
- ¿Qué ocurre? - pregunté cuando en un par de segundos me planté en frente de ella.
Ella retrocedió dos pasos sorprendida.
- ¿Qué eres? - preguntó mirándome.
- ¿Qué? - fue lo único que pude decir. - Un momento... ¿Sabes quien soy?
- Eh... ¿no?
No podía ser. Oh, mierda.
Intenté meterme en su mente. Deseé no conseguirlo, ya que Beleth siempre había sido fuerte y era de las pocas que conseguía no dejarme entrar a menos que ella quisiera.
Esta vez lo conseguí. Y allí...
no había nada. Recuerdos... ¿cero?
- Serás estúpida - mascullé. - Cuando te haga recordar me pagarás por esto.
No le di tiempo a hacer nada más. Me la cargue con un brazo al hombro, y eché a correr.

_________________

Volver arriba Ir abajo
Luna
Admin de los Caídos
Admin de los Caídos



MensajeTema: Re: Notas de un genocidio vampirico   Dom Jul 05, 2009 1:40 am

Su paso era veloz, extraordinario; parecia como si volaramos.
Me habia tomado en brazos, cuando me habia dicho que no le haria gracia cargarme.
¿Quien era el?. ¿amigo o enemigo?.
Su pecho era amplio, y me habia puesto su capa como abrigo. Su mirada dirijida al frente...
que era el?, que era yo?, por que podia sentirlo todo...
Una mujer reñia a su hijo en un edificio alto, mientras un avion sobrevolaba, un gato atrapaba a un pequeño raton mientras lo deboraba de un bocado.
Sentia los aguijonazos de los pensamientos de las personas, la eneergia que los rodeaba, los sonidos, las emociones, todo era demasiado fuerte para mi. Y luego este extraño...
No pude evitar las lagrimas, algo me pedia que las ocultara, pero no podia evitar que rodaran por mis mejillas.
-Es extraño verte llorar-dijo con voz suave, amable, pero vacia
-eh?
-Jamas habias llorado, ni si quiera cuando eras humana... o por lo menos nunca te habia visto- comento
Su mano se poso en mi mejilla y limpio la lagrima que habia derramado.

_________________
[center]
~Gracias Erea, por la firma de mi marido~



~Gracias JiHae por mi hermosa montura celeste~ *-*
Spoiler:
 
Volver arriba Ir abajo
Xane
Admin de los Caídos
Admin de los Caídos



MensajeTema: Re: Notas de un genocidio vampirico   Lun Jul 06, 2009 7:40 pm

Cuando vi algo brillante deslizarse por su mejilla no podía creerlo. ¿Llorar? ¿Qué hacía Beleth llorando...? Yo ya no recordaba lo que era esa sensación. Llorar... No sabía que era aquello. Y beleth tampoco. O eso era lo que yo creía.
Le limpié la lágrima que se deslizaba por su mejilla con suavidad, y le miré a los ojos un momento. Ella me la devolvió, llena de un revoltijo de emociones diferentes.
No tardé en apartar los ojos. Ella... no sabía quien era yo.
La apreté más contra mí y aceleré la carrera.
Llegamos al enorme edificio, del siglo XVII. Familias con bastante dinero eran las que se alojaban allí, pero aún así era un lugar lo suficientemente discreto para mí. Y allí, en lo alto del piso 15, estaba mi guarida.
- Agárrate - le ordené a Beleth. - Eso sino quieres caerte.
- ¿Eh? Qué vas a...
No pudo terminar la frase, de un salto me encaramé a la primera ventana, y en silencio me deslicé hacia arriba, saltando y trepando hasta alcanzar la balaustrada de la terraza del piso 15.
Beleth se aferraba a mí con fuerza.
- No voy a dejarte caer - reí sin poder evitarlo. Risa fría, sin embargo.
¿Alguna vez había reído de otra forma que no fuera así?

_________________

Volver arriba Ir abajo
Luna
Admin de los Caídos
Admin de los Caídos



MensajeTema: Re: Notas de un genocidio vampirico   Lun Jul 06, 2009 11:41 pm

Como era posible que habia olvidado todo?, no se me hacia posible. Tampoco podia creer,que yo no me hubiera enamorado de el antes. Era muy frio, pero dulce, elegante...
Ademas, habia ido a por mi, y me conocia de hace mucho tiempo.

Estaba en mi habitacion, o en lo que el habia dicho que era mi habitacion. El piso era enorme, tenia muchas recamaras y un recibidor igual de grande que lo demas.
Estaba recostada en mi cama, mirando el techo.
Me habia dado un baño y habian traido a un demonio sanador, pero no habia podido hacer gran cosa, dijo que eran demasiado profundos las heridas, y que mi cuerpo era muy fragil...
Me heche a llorar de nuevo. Seguia sin saber nada de mi, de mis gustos, mis recuerdos... todo perdido.
Me rode en la cama, mientras dejaba que la agonia me invadiera.
Escuche un golpe sutil en la puerta, mientras esta se abria.
El entro y se sento suavemente en la cama.
No podia mirarlo a la cara, me habia ayudado a ducharme, cosa que era bastante vergonzosa.
-tranquilizate, o tus heridas no sanaran nunca, y asi, debil no me sirves para nada-comento con voz helada.
Las lagrimas cayeron mas rapidamente, mientras el dolor fisico y mental se hacia mas fuerte.
-No salgas de esta habitacion por nada en el mundo ¿escuchaste?, tengo que salir y si escapas, no ire a por ti; hay mucha gente te odia, te aniquilarian ahora que saben que eres fragil-dijo mientras se levantaba.
No pude mirar en su direccion a pesar de que estaba cerca de mi, solo senti la suave brisa que provoco cuando se marchaba.
Fragil?, debil?, odio?, por que eran emociones que me preocuparan?. que habia hecho??

_________________
[center]
~Gracias Erea, por la firma de mi marido~



~Gracias JiHae por mi hermosa montura celeste~ *-*
Spoiler:
 
Volver arriba Ir abajo
Xane
Admin de los Caídos
Admin de los Caídos



MensajeTema: Re: Notas de un genocidio vampirico   Lun Jul 06, 2009 11:50 pm

Pase por la puerta ya derrumbada del almacén. Seguía allí, podía sentirlo. El vampiro que se había atrevido a poner las manos sobre Beleth. Estaba preparando todo para escapar. ¿Preparar? ¿Que era más importante que salvar su pellejo?
Me lo encontré a punto de saltar por la ventana. Me había oído venir. El escritorio estaba abierto, como si acabara de buscar freneticamente en el algo importante.
- Tendrías que haberte ido cuando pudiste, amigo - esbocé una sonrisa de medio lado.
El vampiro se llevó las manos a la cabeza y gritó de dolor.
- No pienso escucharte. Encontraré en tu mente todo lo que necesito saber. - murmuré.
›› Y créeme, el dolor será horrible.

_________________

Volver arriba Ir abajo
Luna
Admin de los Caídos
Admin de los Caídos



MensajeTema: Re: Notas de un genocidio vampirico   Mar Jul 07, 2009 12:22 am

Se habia ido sin despedirse, sin nada.
Me habia dejado sola en el departamento, no habia nadie en el. Pero eso permitia que los pensamientos y sonidos pasaran por el concreto como ondas molestas, que tiraban de mi cerebro, y me dejaban mas debil.
El... yo solo era importante para el por mis poderes...
que ahora ni si quiera sabia cuales eran.
Me levante y me mire en el espejo de la comoda. Tal vez esperaba que mis recuerdos aparecieran de la nada... pero no ocurrio asi.
Solo mire a una chica, no tenia ni 20 años, ojos color miel, piel palida cabello rubio, largo.
Por que hablaba como si esa no fuera yo?. por que no me sentia yo.

Pero hubo un tiron en la energia del piso. Alguien estaba en la entrada. La puerta de la entrada se abrio. Y sin pensar, sali de la habitacion.
Me detuve al ver a una veintena de personas. No eran humanos, eso podia sentirlo al olerlos. Eran adaptaformas.Lobos, panteras, tigres... Hombres y mujeres de complexion fuerte, pero que podian pasar como humanos muy atractivos. Pero lo que me sorprendio, fue la mirada de terror que demostraban. Como si yo fuera el demonio en persona.
-perdone la intromision, pero necesitabamos traer esto a Kei- dijo con voz amable, pero temblorosa
El hombre, era el lider de los lobos, pero demostro tenerme miedo.
-que le han traido?-dije con voz fria, mierda!, mi garganta al parecer, estaba muy acostumbrada a ese tipo de voz, no queria espantarlo
Se le congelo la mirada, mientras se apartaba a un lado.
Y ahi estaba, una vampira.
Encadenada con plata, con la ropa desgarrada y hecha jirones, su cabello era rojo intenso, con un cuerpo pequeño, esbelto, estaba lleno de cortes profundos de los que manaba sangre. Parecia tener mi edad.
Miraba a todos con odio, pero cuando dirigio sus ojos grises a los mios, solo pude ver terror.
-Soltadla- ordene
No podian hacerle eso!!, la estaban matando!! De inmediato, la soltaron y su cuerpo sin vida, cayo al piso.
-Pero... ella...- comenzo el lider licantropo
-basta, la han torturado, sangrado... esta practicamente agonizando!- grite con furia.
Me hinque al lado de la chica, su estado era deplorable.
-Llevenla a mi habitacion-ordene
No podia levantarla, apenas podia moverme yo.
Un tigre en forma humana, se acerco, y la levanto sin esfuerzo.

_________________
[center]
~Gracias Erea, por la firma de mi marido~



~Gracias JiHae por mi hermosa montura celeste~ *-*
Spoiler:
 
Volver arriba Ir abajo
NanaBells
Admin de los Caídos
Admin de los Caídos



MensajeTema: Re: Notas de un genocidio vampirico   Mar Jul 07, 2009 12:49 am

Debil, mutilada, moribunda, deplorable... así me habian dejado aquellas malas béstias. Me sentia dolida, humillada. Aquel hombre... despues de todo lo quee había hecho por él... solo me había utilizado. Y una le fui inservible, se desizo de mi, atacandome, dejandome debilitada y a la merced de aquellos adapta formas.

Estos habían rematado el trabajo con exito. Y por si fuera poco, me haabian encadenado con plata, la misma plata de la que esstaba hecha mi esqueleto, la misma plata que debilitava aun más. Mis ojos irradiaban el dolor, el odio emergia por mi mirada. Todo cuanto había sido, se desvanecia. ¿Acaso se iba a acabar, moriria allí?

Y entonces la vi. Ella, la mujer por la que ahora me encontraba en esta situacion, la persona que me habia destrozado la vida, ahora me miraba con horror, con tisteza. Enseguida lo entendí <<No recuerda nada>>. La miré a los ojos. Era mi última oportunidad. De las mismimas profundidades en las que me habia enterrado, ella misma me sacaría. Y por supuesto, no iba a permitir que las dos salieramos adelante en el proceso...

La miré a los ojos, con todo el horror del mundo. La miré a los ojos, con todo mi dolor. Me desvanecía, caía. Pero eso ya no importaba. Escuchaba su voz. Fria, como siempre, pero esta vez expresaba pánico. Queria salvarme. Las esposas se aflojaron y noté como el suelo desaparecia de mis pies...

De la oscuridad sugia una tenue niebla... los recuerdos eran borrosos, en blanco y negro, sin sonido... Su rostro, bello, frio, impasibe me miraba con malícia... Me golpeaba... intentaba resistir... no servia de nada... caia en el suelo... dolorida... los adaptaformas venian a por mi...

Desperté de golpe. Estaba sudada, la fiebre me estaba descomponiendo el cuerpo. Quemaba, ardia... mi garganta... ansiaba sangre... no podia moverme.
Torné lo ojos hacia mi derecha. Estaba tumbada en una cama, mis heridas estaban siendo tratadas y una aguja me injectaba un espeso líquido plateado. Hacia el otro lado se encontraba Beleth, dormida, agarrandome una mano...

No me habia equivocado... ella me estaba sacando de la oscuridad... ella me estaba resucitando <<Estúpida niñata. Nunca aprenderás...>>

_________________
"La única forma de vivir,
es aprender a convivir con uno mismo.
"
"La vida vuela... y más con cabrones por nuestras carreteras."
Jérôme 11/10/09 --> Siempre en nuestros corazones.
"Eres un astro naciente, que ilumina nuestro camino..." Luna
NanaBells

Volver arriba Ir abajo
Luna
Admin de los Caídos
Admin de los Caídos



MensajeTema: Re: Notas de un genocidio vampirico   Mar Jul 07, 2009 1:07 am

Cuando desperte, ella estaba profundamente dormida. La habia metido en mi habitacion, habia hecho llamar al sanador para q la revisase, pero solo dijo que con quitarle las cadenas de plata y alimentarla con hierro y sangre, se restableceria su salud.
Los adaptos de habian ido, pero se habian quedado los lideres de cada clan. Yo los habia dejado hacer, al fin y al cabo, estaban en el recibidor.
Volvi mi mirada a la chica, se notaba que habia sufrido mucho...
no importa lo que pasara, yo la ayudaria...

_________________
[center]
~Gracias Erea, por la firma de mi marido~



~Gracias JiHae por mi hermosa montura celeste~ *-*
Spoiler:
 
Volver arriba Ir abajo
Xane
Admin de los Caídos
Admin de los Caídos



MensajeTema: Re: Notas de un genocidio vampirico   Mar Jul 07, 2009 1:37 am

- Sígueme - ordené.
El vampiro, aquel que había tenido a Beleth en sus brazos y no había sabido apreciar lo que tenía.
"Ahora lo estás pagando, estúpido. Nunca debiste tocarla."
El ex-amante de Beleth se levantó a mi orden, con la mirada vacía.
- Sí, señor.
Era increíble en lo que podía quedar reducido un hombre. Un ser sin voluntad, sin deseos...
"Es tu castigo." Además, podía serme útil. Aún no había logrado descifrar que era aquello que él tanto había intentado proteger.
Volvimos a casa. A paso desesperantemente lento, a mi parecer, pero aquel vampiro no daba para más. En cuanto llegamos al edificio, supe que algo iba mal.
Llegué a la balaustrada y un lobo negro me estaba esperando.
"Señor, la prisionera... Ella la ha liberado. La está..."
Supe lo que había pasado antes de que terminara la frase. Me lancé con furia al interior de la casa hasta que llegué a la habitación en la que estaban ellas, casi haciendo saltar las bisagras.
Los cambiaformas se inclinaron en cuanto entré.
- Marcharos - ordné.
Me miraron dubitativos.
- No pienso repetirlo.
Esta vez no dudaron y en un abrir y cerrar de ojos habían desaparecido.
- Beleth, ¿Qué has hecho? - mi voz era tranquila, suave... demasiado. Cuanto más suave, peor era para la persona en la que se enfocaba mi furia.
Me acerqué cautelosamente. No sabía quien era Beleth en esos momentos. No sabía el poder que podía tener... o lo que podía haber recordado.
Pero cuando habló la respuesta fue clara.
- ¡La estaban matando! ¿Cómo pudiste...?
No sabía nada.
- ¿Cómo pude? - repliqué atónito - Tú no sabes quien eras ni quien es ella. ¿Esto te parece atroz? Si pudieras recordar todas las atrocidades que tú cometiste...
- ¡No se quien eres tú tampoco! - gritó ella de pronto. - No me hables como si supieras todo de mí. No tienes derecho...
¿No tengo derecho?
- Cállate - ordené mientras me acercaba a ella. Con una mano la agarré por el cuello y la pegué contra la pared. - No te atrevas a decirme eso.
- Eres un monstruo - dijo ella fríamente.
Nunca debió haber dicho eso.
- ¿Ah, si? - sonreí burlonamente. - Pues antes era un monstruo que te gustaba.
- A...
Pegué mis labios a los de ella con fuerza, haciéndola callar.

(¡¡Pedazo testamentos que escribimos!! xD)

_________________



Última edición por erea el Mar Jul 07, 2009 2:00 am, editado 1 vez
Volver arriba Ir abajo
Luna
Admin de los Caídos
Admin de los Caídos



MensajeTema: Re: Notas de un genocidio vampirico   Mar Jul 07, 2009 1:55 am

Sus labios se sentian calientes, y la fuerza del beso era intensa, aplastante.

Pero no estaba asustada...
Sus brazos me atrajeron a su cuerpo, y despues su brazo descansaba en la parte baja de mi espalda, y suavemente su mano deslizaba un dedo por mi cuello, acariciandolo.Pero un escalofrio me recorrio...

Y el dolor fue intenso...
Mil imagenes cruzaron por mi mente, tan rapido que no los reconocia, pero los recordaba.
Muertes, batallas, lugares, dinero, sexo...

Me deshice del abrazo de Kai, no me gustaba el contacto fisico y mucho menos los besos. Asi que me aparte completamente mientras lo miraba enfadada.
-Por que has hecho eso?, no era necesario!!, ya recobraria mi memoria aunque no me besaras....-dije, gritando, uff me habia besado!!!!!!! que se creia???
-Q bien que haya funcionado... que no me hacia gracia la otra tu- dijo con voz fria soltando una carcajada, pero deteniendose al instante- me debes muchas explicaciones, pero primero hay que sacarla de aqui-comento, aun estaba enfadado por que yo hubiera "sentido" compasion.

-No. Lo mejor es dejarla- camine hacia la puerta, necesitaba mi ropa y mi espada.
-Y por q?- preguntó, siguiendome
-Por que ha comenzado el juego

_________________
[center]
~Gracias Erea, por la firma de mi marido~



~Gracias JiHae por mi hermosa montura celeste~ *-*
Spoiler:
 
Volver arriba Ir abajo
NanaBells
Admin de los Caídos
Admin de los Caídos



MensajeTema: Re: Notas de un genocidio vampirico   Mar Jul 07, 2009 10:28 am

Desperté unas horas después. Mi cuerpo ya no me dolía, la fiebre había bajado y mi ira me proporcionaba una energía terrible. Beleth ya no estaba con migo. Me dió la sensación de que ya no era buena idea seguir allí.

Igualmente, no creo que lo hubiera estado mucho más. Solo deseaba venganza. Quería matar a esa muchacha, pero eso podía esperar. Antes, tenia que vengarme de Barjack, aquel hombre que me había dejado en este estado.

Salté de golpe a la fachada del piso de enfrente y escalé hasta el tejado. Estaba amaneciendo y la luz del sol me quemaba mi fina piel. Necesitaba sangre...

Localicé una joven que iba a trabajar. Caminaba relajadamente por la calle, abrigada con una chaqueta gris fina, que no la acaloraba pero la resguardaba del fresco amanecer. Bajé del tejado y me situé silenciosamente detrás suya. Agarré cuidadosamente su cabeza, tapando con una mano su boca para que no gritara, y le mordí el cuello. Su suave piel se rompió como una tela de araña, emanando ese líquido denso y rogido, caliente, metálico. Mi boca se innundó de su sabor. Cada trago que hacía me reconfortba y me fortalecía. No le dejé ni gota de sangre, no quería que hubiera más vampiros por el mundo.

Agarré sus zapatos y su chaqueta y me cubrí con ella, ya que mis ropas estaban escandalosamente destrozadas. Escondí su cadáver en un callejón, simulando que la habían matado a causa de un robo.

Los tacones resonaban por las silencosas calles. Entré en un bar que ya estaba abierto a esas horas. Ninguno de los borrachos se dieron cuenta de mi presencia. Entré en el lababo y me limpié la cara, me arregle el pelo y adecenté mi imagen. En aquel instante me agarró un hombre ebrio.
- Mira que monada de chaca tenemos por aquí...

Lo miré con frialdad. Agarré la navaja que sobre salía de su bolsillo y le hice un tajo en el cuello. <>. Quería alimentarme de todos cuantos pudiera para estar más fuerte.

Salí de la taberna con paso airoso, limpia de cualquier resto, sín llamar la atención. Mientras me mantuviera por la sombra, el sol no sería demasiado agresivo. Al fin i al cabo me acabava de alimentar.

Entré en la guarida. A esas horas, Barjack estaría durmiendo. Me hice un pequeño tajo, para que la navaja se envenenara de mi sangre. Al entrar en el mpasillo principal los guardas se asustaron. Me daban por muerta. Antes de que pudiesen haceer nada, les lancé el arma blanca y acabé con ellos.

Más... quero más...

Todas y cada una de mis víctimas quedaba resecas...

Más... necesito más...

En menos de quince minutos, la mansión se encontraba vacía. Los únicos que quedabamos allá eramos aquel maldito manipulador, durmiendo, ajeno a todo lo que acababa de suceder, y yo.

Subí a mis aposentos en la torre este, la zona más alta de todas. Necesitaba lavarme y cambiarme de ropa. Entré en el enorme baño y abrí el grifo del agua caliente. De este salió un agua rojiza llena de pétalos.
- Como lo adoro- sonreí. Siempre me habían gustado ese tipo de baños, el dulce olor, el calor del agua... que obviamente estaba hirviendo para que yo pudiese sentir nada.

Me metí en el agua... Mis heridas me dolían,pero ni una décima parte que antes. Para la noche estaría perfecta.

Corría, intentaba huir del los adaptos... pero de ninguna forma lo conseguia... me atrapaban... intentaba resistirme, luchar... mi cuerpo saltaba por los aires, recibia golpes... algunas bestias caian al suelo, muertas por mi causa... me atrapaban... me encadenaban... la plata de mis huesos reaccionaba, me atenazaba... caia en un profundo sueño, denso oscuro, como el agua de oceano...

Me había dormido. Saqué la cabeza del agua y me aclaré el rojizo pelo. Salí de la bañera y me cubrí con la toalla de algodón. Por la ventana se firltraban los últimos rayos de sol, anaranjados, cálidos. Le daban un punto de color a mi mortecina piel.
- Es la hora...

Pasé a la habitación y abrí mi armario. El enorme anexo estaba repleto de todo tipo de vestidos, trajes, camisas, zapatos... Para aquella ocasión crei que seria adecuado un vestido negro, le despediria con respeto.

El hermoso trage palabra de honor era de satén, estrecho por arriba y con una voluptuosa falda por abajo, transparente. Preferí estar sin zapatos. Agarré el arma, la preciosa espada de plata con la cinta de seda colgando de ella y caminé hacia sus aposentos con tranquilidad.

El sol desaparecia mientras caminaba por los jardines hacia el mausoleo de piedra caliza. La luna lleña bañaba de luz fria la noche.
- Ha llegado el momento.-Al poner un pie en la escalera que descendia hacia las profundidades del edificio se encendieron las antorchas verdosas- Y veo que ya has notado mi presencia...

_________________
"La única forma de vivir,
es aprender a convivir con uno mismo.
"
"La vida vuela... y más con cabrones por nuestras carreteras."
Jérôme 11/10/09 --> Siempre en nuestros corazones.
"Eres un astro naciente, que ilumina nuestro camino..." Luna
NanaBells



Última edición por NanaBells el Miér Jul 08, 2009 3:19 am, editado 1 vez
Volver arriba Ir abajo
Xane
Admin de los Caídos
Admin de los Caídos



MensajeTema: Re: Notas de un genocidio vampirico   Miér Jul 08, 2009 3:11 am

¿Ha comenzado el juego? Por mi primera vez en mi vida... estaba perdido.
- ¿A que te refieres?
Beleth no respondió. Y sospechaba que por ahora no lo haría.
- ¿Aún estás enfadada por lo de antes? - pregunté sin embargo, intentando sobresaltarla con el repentino cambio de conversación.
Lo conseguí.
- ¿Enfadada por que? - preguntó con voz helada, deteniendo su marcha para mirarme.
- Supongo que si no lo sabes no sería sabio recordartelo - no estaba el tema para juegos. - Solo respóndeme a una cosa. ¿A donde vamos?

_________________

Volver arriba Ir abajo
Luna
Admin de los Caídos
Admin de los Caídos



MensajeTema: Re: Notas de un genocidio vampirico   Miér Jul 08, 2009 3:39 am

-Necesito alimentarme, que estoy muy debil- concluí

La sangre era extraordinaria, dulce, pero suave al gusto. Kei me habia dejado a la chica virgen y guapa,lo que hacia gran diferencia que si agarrabas a un guerrero asesino, el sabor era diferente. Supongo que me la había dado como compensacion de haberme besado; pero ni un millón de hadas harían que lo olvidara.
Solté el cuerpo de la joven,que cayo al piso,inerte. Muerta.
Necesitaba la sangre de seres superiores, como estos, si no moriria consumida por mis propios poderes. Kei no necesitaba de esta sangre, pero le encantaba cazar hadas, por que era muy complicado, era todo un reto. Bellas, pálidas, podrían pasar como humanos, si no fuera por sus orejas que terminaban en punta y sus grandes habilidades, físicas y mentales.
Con mis dedos,me limpie mis labios, mientras el estupido de Vicktor, se llevaba el cadaver. Sabia que era un paleto, pero tenia buen ver, eso me habia gustado, por eso había sido mi amante. Tambien sabia que a Kei nunca le habia caido bien y al hacerlo su esclavo, se estaba vengando de mi. Pero no me daba por enterada.
-Y dime, por que la hemos dejado ir?, estaba debil pudimos haberla matado!!-dijo el, cuando termino con su comida.
Me acerque y con mi lengua limpie una mancha de sangre que tenia en el cuello, para luego retirarme y avanzar rápidamente por los bosques.
-Aun no es el momento Kei, se un poco mas paciente-mientras sentía como seguía mis pasos, y el viento que iba en contra nuestra- Ella sera la que nos guie a ellos y a la que culparan-dije soltando una sonora carcajada

_________________
[center]
~Gracias Erea, por la firma de mi marido~



~Gracias JiHae por mi hermosa montura celeste~ *-*
Spoiler:
 
Volver arriba Ir abajo
NanaBells
Admin de los Caídos
Admin de los Caídos



MensajeTema: Re: Notas de un genocidio vampirico   Miér Jul 08, 2009 5:23 pm

Como un agugero negro. La escalera de caracol se sumergia en la prosunda oscuridad. Mi pasos eran sigilosos, sordos, aun así no podia evitar el sonoro siseo del vestido. La paredes estaban mojadas a causa del agua de lluvia que se filtraba. Era un persistente goteo de lágrimas. El fuego, verdoso, mortecino, generaba más sensación de humedad y frio.

//Más siniestro imposible. Me desagrada incluso a mi...//

Llegué al final de la escalera. Enfrente de la enorme puerta se encontraban los cadáveres de los dos guardias, de los caules ya me habia encargado por la mañana. Me situé a dos metros de la enorme Pórtico de piedra negra y esmeralda.

//¡Qué ostentoso! Lástima de su próximo futuro...// Solo con pensarlo, hice saltar la entrada por los aires. La dura y pesada roca se convirtió en una nube de polvo oscura de la que surgian pequeños destellos verdes de los cristales de esmeralda.

Me introducí en la camara sin dudarlo, tranquilamente.
- Te estaba esperando, Alessa.-Justo enfrente mio, se encotraba la tranquilidad personificada. Con sus rizos castaños apagados, su piel inexplicablemente bronceada y sus ojos verdosdos, aquel hombre corpulento, me sonreia tranquilamente reposado en el sillon.- No hacía falta que destrozaras la entrada. Te hubiera abierto la puerta encantado.

Barjack acariciaba tranquilamente la cabeza de su negra pantera.
- Eso hubiera supuesto no hacerte pagar nada por el destrozo de mi habitación la otra noche.

El hombre se levanto con pasividad, pero su cara seguia sonriente. Se estaba divirtiendo. LLevaba la misma ropa de hacía dos noches. La camisa blancamedio abirta y desgarrada y los pantalones oscuros. Sencillo, comodo y de buen gusto. Se me acercó lentamente, agachandose un poco para equilibrar nuestras caras y me acarició mi ondulado pelo.
-Pensaba que ya había acabado con tigo la otra noche- me susurró sonriente, mientras bajaba su rostro hacia mi cuello. Su mano helada me rozó el brazo hasta tocarme la mano y hacerme soltar la espada.

-No acabaras con migo tan facilmente.- con la mano que me quedaba libre agarre su pelo y dirigí su boca hacia mis labios. No dudó en besarme. Lento, pasional, calído humedo... y rojo.-... Pero yo sí.

En todo el tiempo que había estado con él había descubierto que el único momento en el que él perdia su frialdad, su serenidad su conciencia era cuando besaba. Siquiera entendia mis palabras. No hasta que notó que sacaba mis afiladas uñas como puñales de su espalda. Al tener mis huesos formados de plata y no calcio y carbono podia dominarlos y darles la forma que quisiera. Era doloroso. Pero valía la pena si con ello podia matarlo...

- ¿Co... como lo has hecho? Jaja... no conocia esa... face..ta tuya... -sus pulmones perforados ya no podian coger aire- a pesar... de todo lo que... me ... ama...bas... me lo ocul...taste...-el veneno de mi sangre impedia regenerarse de nuevo.

- Por supuesto que no. Entonces no podria haber obtenido tu sangre- agarraba su rostro con las dos manos, con una de ellas sangrante, regenerando los dedos, mientras el caia con cara desconcertada.- Desde el principio, ese fue mi objetivo. Obtener la noble sangre del gran vampiro, uno de los mejores. Pero luego... me enamoré de ti- le volvi a besar, con mas delicadeza.- Y ya lo había olvidado todo cuando la otra noche me traicionaste. Gracias por hacerlo...- hacerqué mi boca a su cuello y cerré su sueño sururrando- Ahora puedo acabar lo que empecé.

...

[jojojo luego ya continuaré en otro coment pero esk me parecia buen final este y no queria estropear la frase e_e]

_________________
"La única forma de vivir,
es aprender a convivir con uno mismo.
"
"La vida vuela... y más con cabrones por nuestras carreteras."
Jérôme 11/10/09 --> Siempre en nuestros corazones.
"Eres un astro naciente, que ilumina nuestro camino..." Luna
NanaBells

Volver arriba Ir abajo
Luna
Admin de los Caídos
Admin de los Caídos



MensajeTema: Re: Notas de un genocidio vampirico   Miér Jul 08, 2009 6:30 pm

Estábamos en casa, yo necesitaba mi espada, ademas de un buen descanso.

Me cambie de ropa por un ligero camison, que cubria en plenitud los vendajes de los brazos, y los cardenales de las piernas.
Cuando un pensamiento me llamo la atención-///... Ahora puedo acabar lo que empece/// umm interesante.

Olfatee con fruicion y el aroma de sangre añeja era bastante tenue, debido a la distancia, pero aun asi, perceptible para el olfato de un vampiro. Ella lo habia matado, al fin.

Saque mi espada de su funda, era preciosa, con su empuñadura llena de pedreria,oro y plata, detalles elegantes. Sin embargo, al volver a guardarla, me corte un poco mi dedo.
Deje caer la espada, pero alguien la recogió.

De la nada, Kei estaba detras mio, rapidamente, guardo la espada y se me acerco mirando la herida.
-No es profunda, si sere idiota, pero con los vendajes, soy bastante torpe, tendré que entrenar mañana...

Pero el me miraba,con aquel punto rojizo en sus ojos oscuros, y su cabello caía en su rostro. Fijos sus ojos en los mios, lamio la herida. Su mensaje era claramente erotico y sensual, estaba logrando seducirme.

-Basta Kei, no estoy para tus juegos- dije sonrojada, agradeciendo la oscuridad que la ocultaba con facilidad. Me di la vuelta, mirando la ventana, la seguridad y calma de la noche.

-He olido la sangre de Barjack, Alessa lo ha asesinado- dijo con voz calma
-Lo se, lo he olido- la luna era extraordinaria, de un blanco puro, pero con un tinte oscuro.
-Lo has planeado todo tu. Quieres acabar con el clan dominante- Sentí como volvía a colocarse detrás mio, yo iba a alejarme, pero sus brazos me arrastraron a su pecho y me abrazaba con fuerza.

Había una sensación cálida, que me inundaba, deseaba entregarme a el, por lo menos una noche...
Pero los recuerdos de las vejaciones, el sufrimiento aun rondaba mi mente.
-Tengo que hacerlo, Kei-dije separándome de el- tengo que matarlos, a todos. Por Galadriel. Y por mi, me destruyeron. -mi voz se quebró. Mierda, en estos días, había sido toda una debilucha.

El simplemente me miro y asintió.

-Entonces, Alessa...
-Ella simplemente sera un peón en el juego, un peón que intentara aniquilarme, pero yo lo hare antes-mientras un pensamiento rondaba mi mente ///Ahora puedo acabar lo que empece///

_________________
[center]
~Gracias Erea, por la firma de mi marido~



~Gracias JiHae por mi hermosa montura celeste~ *-*
Spoiler:
 


Última edición por Luna_Volturi el Mar Jul 14, 2009 9:57 am, editado 1 vez
Volver arriba Ir abajo
Xane
Admin de los Caídos
Admin de los Caídos



MensajeTema: Re: Notas de un genocidio vampirico   Jue Jul 09, 2009 1:37 am

El olor dulce de la sangre. No había otro mejor que el de ella. Mis ojos quedaron hipnotizados ante la visión de su dedo sangrante. Deseé abalanzarme sobre ella, tocarla sin restricción alguna, pero sospeché que intentaría matarme si me atrevía a hacerlo. Así que me conformé con sostener su mano con suavidad y lamer la herida. El sabor de su sangre ardió como fuego por mi garganta, calentando todo mi cuerpo. Quise seducirla, sin apartar mis ojos de los suyos. Y por un momento creí conseguirlo. Pero no.
Fría, altiva.
Intocable.
Esa era la Beleth que conocía, la que había querido de vuelta. Pero por un momento, cuando se apartó de mi deshaciendo mi abrazo, deseé, solo por un ínfimo momento, que siguiera siendo la de antes. Porque ahora estaba allí, bella y antes mis ojos. Pero Inalcanzable.
Galadriel. Hacía tiempo que no escuchaba esa palabra salir salir de sus labios. Era dolorosa pronunciarla, aunque no lo admitiera. Era el único recuerdo que aún la ataba a su antigua vida. Lo único que, quizás, aún guardaba algo de humanidad.
En aquellos tiempo Beleth no se llamaba así. Era una gran sacerdotisa, con mucho poder... y madre de una pequeña y hermosa niña, la alegría del templo, llamada Galadriel. Pero como suele ocurrir siempre cuando posees una gran fuerza, es que alguien intenta arrebatártela.
Llegaron de repente, un día que yo no estaba. Era un vampiro relativamente joven de aquella, al menos en comparación a ahora. Y había quedado hechizado por la luz que resplandecían aquella sacerdotisa y su hija. Era una pureza que yo ya creía olvidada.
Eran muchos, todos vampiros, y fueron directos a por Beleth. Pero no contaron que al transformarla, su poder sería incluso imposible de controlar para ellos.
Solo hubo una víctima.
Aún recuerdo la cabeza de galadriel, rodando por el suelo hasta mis pies, parado en la puerta del templo, y observando la masacre que había sucedido en mi ausencia...

Intenté apartar todo eso de mi mente. No valía de nada recordar ahora el pasado. Tantos años que había vivido... y aún así lo recordaba todo, cada detalle de mi miserable vida.
Me giré hacia Beleth.
- ¿Cual es nuestro siguiente movimiento?
No sabía que ficha representaba yo en el juego. ¿Era el rey, al lado de mi reina? ¿Un fiel alfil? O simplemente... un mero peón.

_________________

Volver arriba Ir abajo
NanaBells
Admin de los Caídos
Admin de los Caídos



MensajeTema: Re: Notas de un genocidio vampirico   Vie Jul 10, 2009 1:48 am

Hay muy pocas formas de matar a un vampiro. De hecho solo hay una. Infectarlo con un virus, un veneno. Consiste en un compuesto bioquímico, que destruye la regeneración de las células y se come el carbono del cuerpo, oxidándolo, quémandolo descomponiendolo. Este se aloja en pocos cuerpos, inmunes a él. El mio, es un caso.

Fui creada para ello. Desde humana, un cientifico vampiro me raptó y experimentó de mi cuerpo. Despues de años, fue capaz de ir mutando mi cuerpo, substituyendo el carbono por plata. Me transformó y provó si era resistente al virus. El resultado fue positivo.

Me convertí en un arma antivampiros completamente letal. Culquiera que tocara mi sangre, se infectaría y moriría. Obviamente, asesiné a mi creador, por la tortura que me había hecho padecer y el secreto quedó guardado en mi.

A pesar de todo, decidí seguir la tasca para la que había sido creada. Fui exterminando a los más importantes vampiros. Me creí inmortal. Incluso aquellos que se intentaron alimentar de mi, perecieron en el intento. Sin embargo, no era así.

La misma plata de la que está hecho mi esqueleto, es la que lo descompone. Mi misma esencia es la que me destruye.

Ahora caía uno más... Barjack... El primer hombre al que había amado... Por él, perdí el norte... por él olvidé mi objetivo... Pero enrealidad, solo me había estado manipulando para sus propios intereses. Ahora daba igual. Porfín había cumplido mi misión.

Su sangre era muy dulce... incluso empalagosa. Vacié sus venas por completo. Me quedé con toda su esencia y todo su poder. Sentí como este corria por mi cuerpo, me llenaba. //Porfín alguien que me sacia//.

Tiré su cuerpo inerte al suelo y relamí mis labios. Cogí la espada del suelo y me dispuse a marcharme. Algo húmedo rozón mi sangrienta mano, aún regenerandose. La enrme pantera negra me miraba con sus ojos verdes, vacios.
-No deberías haber hecho eso...- le sonreí al felino. Me agaché de nuevo y le rasqué la oreja. La enorme bestia ronroneó y lamió más de mi herida.

Nos quedamos así un rato, el tiempo se detuvo. De repente, me di cuenta que me interesaba seguir allí. Queria saber que le pasaría al animal. //Es posible... ¿que el veneno no le afecte...?// Entonces lo comprendí. MIré sus verdes ojos. Ni yo lo creía.
-Esmeralda...- suspiré.- Veo que el doctor practicó con varios elementos y varios seres antes de provarme...- reí.- En ese caso... estaremos juntas... Esmeralda. Ese será tu nombre.

Y finalmente, surgí de las profundidades, acompañada de un ser tan único como yo. Un compañero de viaje.

- Ahora es su turno... Buscaremos a Beleth.

La luna llena iluminaba la noche. El viento del este arrastraba el aroma de la sangre de muchas hadas...

_________________
"La única forma de vivir,
es aprender a convivir con uno mismo.
"
"La vida vuela... y más con cabrones por nuestras carreteras."
Jérôme 11/10/09 --> Siempre en nuestros corazones.
"Eres un astro naciente, que ilumina nuestro camino..." Luna
NanaBells

Volver arriba Ir abajo
Luna
Admin de los Caídos
Admin de los Caídos



MensajeTema: Re: Notas de un genocidio vampirico   Vie Jul 10, 2009 2:20 am

-Viene a por mi-comenté.

La brisa nocturna traia el extraño aroma de la sangre. Dulce, calido, mortifero.
Pero habia mas aun, varios vampiros neofitos y una manada de lobos, esperando encontrarse con su cometido, Alessa.

-la acabaran antes de que llegue hasta aqui. Esta demasiado debil, ha usado su cuerpo al máximo, no dara pelea- Kei podia sentirlo tambien.

Los dos eramos los vampiros con dones mas extrañas que hubiera en el mundo sobrenatural, ademas de los mas odiados.

Alessa solo era un arma creada para eliminar vampiros. Yo habia sido un arma para aniquilar criaturas sobrenaturales. Compartiamos el sufrimiento de una vida robada, eso debería hacernos amigas. Pero esa similitud nos hacia enemigas mortales. Aun asi, no permitiría que muriera.

Di la vuelta, mientras me quitaba el camisón de un movimiento, me vestí con una blusa normal y unos jeans oscuros.

-que haces?-pregunto Kei, tapándome la puerta, impidiéndome el paso.
-Voy a salvarla-mientras daba media vuelta y saltaba por la ventana.
-Odio actuar a ciegas Beleth!!!!! por que iras a salvarla?, ella viene para acabarte!!!!!!!!-su voz era suave y tranquila en apariencia, mientras como ultimamente ocurria, seguia mis pasos.

Mierda, se había enfadado, cuando se ponía así me daba terror, era capaz de cualquier cosa;y ese miedo, era algo que jamas admitiría.- acaso es tan importante para tus planes?, no es reemplazable?-

-Lo es-comente mientras las ráfagas de aire iban en contra nuestra.
Todo estaba silencioso,no había ni una cigarra cantando. Mala señal.
-Simplemente quiero salvarla-murmure

Mientras la cabeza de Galadriel rodaba por mi memoria

____________________________________________________________-


El aire fresco movia los cabellos alrededor de mi cabeza, todo era tan confuso;, los pensamientos en la lejanía, la respiracion de cualquier criatura viviente, los sentimientos humanos...

Todo hacia que mi existencia estuviera cargada de voces, olores, energia, que iba y venia.
Generalmente, construia un muro mental entre el mundo y yo, pero esta noche estaba muy agotada, ademas que las heridas de los brazos aun no estaban sanadas.

Podia sentir como Kei mandaba llamar a los weres, cosa que no me hacia gracia. Nosotros podiamos luchar solos y lo sabia.
Pero el tendia a exagerar las situaciones.

Me habia preguntado por que queria salvarla, si de todas formas, la sacrificaria después; y la respuesta no era clara para mi.

El mundo que creí conocer, habia desaparecido.
Generalmente cuando borraba algo de mi memoria, mi salud mental se reparaba, permitiendome dormir y comer con normalidad.
Ahora este no era el caso; me sentia mas deprimida, mas sola que nunca.

La barrera mental se estaba desvaneciendo y el poder amenazaba con desbordarse y perder el control.

Si Kei llegase a enterarse, no me dejaria continuar.

Por lo que mi frágil estado pasaría desapercibido.

Mientras un grito rasgaba la quietud de la noche.

_________________
[center]
~Gracias Erea, por la firma de mi marido~



~Gracias JiHae por mi hermosa montura celeste~ *-*
Spoiler:
 
Volver arriba Ir abajo
NanaBells
Admin de los Caídos
Admin de los Caídos



MensajeTema: Re: Notas de un genocidio vampirico   Miér Jul 22, 2009 5:46 pm

[color=white]Mi próxima víctima... ella. Con paso tranquilo, mi nueva compañera y yo nos dirigíamos hacia mi enemiga mortal. Su olor estaba cada vez más cerca. Ella venía a por mí. Y no venía sola.
Cientos de adaptos la acompañaban, saltaban por las fachadas, avanzando veloz y silenciosamente.
- Vaya, parece que no me lo pondrá nada fácil- suspiré. Por suerte, gracias a la sangre de Barjack, estaba completamente curada y fortalecida- Una pena para ella que yo no esté tan débil como cree... ¿Y tú? ¿Qué tal estás, Esme?- le sonreí a la pantera. Esta me devolvió una mirada intensa con sus brillantes ojos verdes.- ¡Oh! Entonces bien...

Justo en ese instante las sombras adquirieron relieve. Las bestias gruñían y se preparaban para atacar. Decenas de cuerpos se abalanzaron sobre mí.
-Ilusos...
Cuando se bebe la sangre de un vampiro, se obtiene el don que este poseía. Después de las víctimas con las había acabado, tenía muchos de ellos. Dophinsmirthz, el segundo vampiro que maté, tenía la capacidad de dominar la tierra.

Igual que había hecho con el portalón del mausoleo, alargué mi brazo y con un ligero movimiento, solo con pensarlo, el suelo se levantó y salió disparado hacia los enemigos. Alargué la enorme espada y fui matando a todos conforme iban cayendo.

Otra tanda de enemigos se abalanzó sobre mí, esta vez preparados para protegerse de la avalancha. //A volar se ha dicho//. Cada vez eran más y necesitaba protegerme. Salté hacia los aires y deformé mi columna vertebral y mis costillas. De mi espalda surgieron unas enormes alas huesudas que me permitían mantenerme elevada. A su vez, estas eran puras cuchillas.

Me abalancé sobre ellos, intentando herirlos al máximo. Algunos de ellos incluso murieron. Eran vampiros de otros clanes que se habían unido a mi masacre. Al recibir mis heridas, se ensangrentaban de mí. //Una pena que no pueda envenenar a los adaptos… //Aunque ella sí//. Sonreí para mis adentros. En efecto, Esmeralda era un animal, y por tanto su sangre era letalmente tóxica para los animales o esas bestias en su forma transformada. Además, era bastante dudoso que tuvieran armas de esmeralda para derrotarla… Me sería muy útil. Aquella pantera era una compañera perfecta y además le había cogido afecto. Cada una de nosotras era letal para los de nuestra misma especie y por tanto estábamos condenadas a huir de nuestros semejantes con tal de no herirlos.

Volteé mi rostro para ver como le iba… y sentí como mi sangre se heló. Uno de los adaptos estaba a punto de clavarle una enorme lanza. Era imposible sobrevivir a eso. No lo pensé, no lo recapacité ni un solo segundo. Me lancé directa a recibir el golpe. A proteger mí amiga.

Mi grito, desgarrado de dolor, se extendió como una ola en la profunda noche. Todo se congeló. Todos quedaron quietos. El adapto que me había apuñalado se quedó perplejo, parecía que no comprendiese que ahora fuera yo su víctima.

Lo lancé por los aires con ira. No era una herida mortal, no del todo, teniendo en cuenta que estaba muy fuerte. Sino hubiera muerto al instante. Las alas habían vuelto a su lugar y habían formado una coraza, que me había protegido. Arranqué la lanza de mí, que fue precedida por un doloroso gemido. Respiraba con dificultad, pero sabía que si descansaba un poco, podría dar mucho más.

Con la mirada un poco nublada, percibí el movimiento de los enemigos de nuevo, se voltearon a mirar la profunda calle. Con paso solemne se acercaba ella. Esa mujer, Beleth. Su mirada era fría, y una sonrisa malévola recorría su rostro mientras caminaba entre sus sirvientes, arrodillados ante ella. Su olor me quemaba la nariz. Pero no iba sola, había otro. Un chico, bello, el ser más hermoso que había visto nunca. Sentí que el corazón me daba un vuelco. Un sentimiento resucitó en mí, pero esta vez era mil veces más intenso de que lo recordaba. Era semejante al que gradualmente fue apareciendo con Barjack, pero no era comparable con este.

Se detuvieron cerca de un enorme lobo, que parecía ser el jefe de los adaptaformas.
- Cógela.- dijo fríamente. Su rostro cambió de expresión por un fragmento de segundo, como si le sonara desagradable su voz. De hecho procuró sonar más dulce- Enciérrala en las mazmorras, me gustaría jugar un poco…- dirigió su mirada hacia la pantera que se puso con actitud defensiva cuando el Licántropo se acercó.- ¿Qué es eso?

Beleth dio una vuelta sobre si misma, admirando el escenario, como si intentara descubrir lo que había sucedido.

- Noh… la toh…ques…- me enganché al cuello del animal mientras esta gruñía aún más al ser que se acercaba.

-Interesante…- dijo perplejamente Beleth- Por favor, Kei, ¿podrías encargarte de ese animal tú?

Su tono de voz… la mirada que puso… hizo hervir mi sangre. La ira se acrecentó. Sentí ganas de abalanzarme sobre ella. No me gustaba el trato que tenía con él… porque sabía que ella sentía algo parecido que yo.

Sin embargo, volvía a estar débil, demasiado. Estaba perdiendo mucha sangre. Sentí como mi cuerpo se desvanecía… Escuché los gruñidos intensos de Esme… Desaparecí en mi oscuridad…

_________________
"La única forma de vivir,
es aprender a convivir con uno mismo.
"
"La vida vuela... y más con cabrones por nuestras carreteras."
Jérôme 11/10/09 --> Siempre en nuestros corazones.
"Eres un astro naciente, que ilumina nuestro camino..." Luna
NanaBells



Última edición por NanaBells el Dom Ago 15, 2010 6:49 pm, editado 4 veces
Volver arriba Ir abajo
Luna
Admin de los Caídos
Admin de los Caídos



MensajeTema: Re: Notas de un genocidio vampirico   Jue Jul 23, 2009 3:43 am

Su mente fue facil de dominar, y su voluntad se mostro endeble a mi.
Mi cruz y mi bendicion. Mi don me permitia controlar lo que quisiera; mientras mas lo utilizara, incrementaria... y con ello mi control sobre el. disminuiria...

Sus mentes me otorgaron recuerdos, emociones sonidos..., no haria falta aniquilarlos si podía utilizarlos, como a otros tantos antes que ellos.

Camine despacio a donde se encontraba ella, y sonrei, mostrando un poco los colmillos que sobresalían. Kei estaba enfadado, pero a la vez, pude notar como la indiferencia que sentia por Alessa, desaparecia conforme se daba cuenta de sus habilidades.

¿De verdad no habia pensado antes, que mi interes tenia una razon?

Ordene que la cogieran, y la encerraran, ya la investigaria con detalle despues.

Al parecer, su sangre era mas potente de lo que habia pensado, asi como yo, su ADN habia reaccionado diferente a la conversion, haciendola poderosa y mortal.
Sus rizos parecian flamas alrededor de su cabeza, un poco manchados de sangre por la lanza que habia llegado a uno de sus costados.

Percibi el pensamiento que algo mas viajaba con ella...
Examine el entorno, pensamientos confusos, salvajes, la cabeza de Kei, a la que no podia acceder, la mente de Alessa que era un libro abierto...

Y una pantera con raciciocinio, que estaba furiosa por el ataque a su ama.

Al parecer, la sangre de la pantera poseia restos de berilio y hierro. El creador habia hecho un arma antivampiros inyectando esmeralda liquida...
Interesante. Mas interesante aun, la reaccion de Alessa al ver al felino amenazado, le tenia valor sentimental, hasta le habia puesto nombre... Esme. Que enternecedor.

No permitiria que anduvieran vagando por ahi.

-...Kei, ¿ podrías encargarte de ese animal tu?- lo mire rápidamente.

Aun no había olvidado su abrazo, y su lengua en mi dedo sangrante...

Cuando una oleada de odio y celos, llegaron a mi cabeza. Pude sentir, que Alessa se había percatado de mis sentimientos, y que al parecer, sentía una especie de atracción por el... para luego desvanecerse en la inconsciencia.

No lo permitiría, jamas. El era mío.
Pero... para poder seguir con el juego, tendría que sacrificar mis sentimientos... cumplir mi venganza era lo primordial.

_________________
[center]
~Gracias Erea, por la firma de mi marido~



~Gracias JiHae por mi hermosa montura celeste~ *-*
Spoiler:
 


Última edición por Luna_Volturi el Vie Jul 24, 2009 11:00 am, editado 2 veces
Volver arriba Ir abajo
Xane
Admin de los Caídos
Admin de los Caídos



MensajeTema: Re: Notas de un genocidio vampirico   Vie Jul 24, 2009 2:58 am

Se llevaron a Alessa inconsciente. Aquella chica había demostrado ser mucho más de lo que yo pensaba, era bella, fuerte, y valor no le faltaba. Y haberse lanzado para proteger a esa pantera...
Beleth debió de notar mi mirada interesada mientras se la llevaban.
- ¿Ahora estás interesado en ella? - preguntó entrecerrando sus ojos.
- ¿Acaso estás celosa? - repliqué con una sonrisa.
- Ocúpate del animal - ordenó ella con voz fría.
- ¿Es una orden? - me reí con sarcasmo. - ¿Desde cuando soy tu esclavo?
- Es una petición, no una orden.
- Ah, claro. ¿Y donde está el por favor?
Beleth me miró con furia. Pareció que no iba a responder, pero finalmente lo hizo.
- ...Por favor, Kei, hazte cargo del animal. - lo dijo sin sentimiento, pero pude notar que esas palabras le quemaban como veneno.
Me acerqué a ella hasta que nuestras narices casi se tocaron, y para mi sorpresa, ella saltó hacia atrás. No comenté nada ni intenté acercarme de nuevo. Solo quería dejar algo claro.
- No te atrevas a darme órdenes, Beleth. No tienes el poder sobre mí para hacerlo, he vivido más años que tú. Y si no tienes cuidado... te quedarás sola. Tenlo presente.
No dije nada más. Oí a Beleth replicar, pero no presté atención, y me centré en el animal, tal y como ella me había "pedido"
No lo hacía por ella, sino porque ese animal me parecía fascinante. Siempre me había entendido bien con los animales. Incluso cuando era humano, me podía comunicar con ellos. Cuando me volví inmortal y con el paso de los años mis poderes crecieron, me resultó fácil dominarlos.
Pero aquella pantera tenía pinta de no ser nada fácil de dominar.
Los licántropos la mantenían sujeta, vijilando su sangre, ya que podía resultar letal para ellos.
Me acerqué a ella, pero sin quedar al alcance de sus colmillos. No me hacía mucha gracia probar si su mordedura era tambien mortal para mí. Me gruñó, pero en cuanto la miré a los ojos, se detuvo. Me mantuvo fija la mirada, desafiante. Tenía una mente difícil de penetrar.
"La lucha ha terminado por ahora."
Pude leer su lealtad, su preocupación por Alessa. Fascinante.
"Ahora no puedes hacer nada. No sufrirá daño en tu ausencia. Te lo aseguro."
Contra lo que esperaba, pareció creerme. Entendió su situación, no tenía nada que hacer. Me mantuvo la mirada mientras dejaba de resistirse. Pero en sus ojos seguía presente la amenaza.
Quien le pusiera una mano encima a Alessa, moriría.
- Llevárosla - le indiqué a los licántropos, a los cuales no les hizo mucha gracia tener que estar más rato con ese animal. - Pero no le hagáis daño. Un solo rasguño más de los que tiene ahora, y lo pagaréis caro.
No sabía si a mis manos... o a las de otra cierta persona.

_________________

Volver arriba Ir abajo
Luna
Admin de los Caídos
Admin de los Caídos



MensajeTema: Re: Notas de un genocidio vampirico   Vie Jul 24, 2009 8:16 am

La noche era tan oscura como boca de lobo, mientras los arboles y los hogares pasaban a mis lados como manchones de tinta.
Corría con el corazón en un puño y la respiración agitada.

Pero no era por la carrera.

Los ojos oscuros de Kei aun los sentía rozándome. Tenía un extraño calor en mi vientre, mientras el deseo inundaba mi ser.

Llegue como si nada al edificio, y recargue mi frente en el muro, sintiendo como las irregularidades de la piedra, me provocaban leves rasguños, mientras el viento acariciaba en mi espalda.

Lo ansiaba con un deseo frenético, casi animal. ¿que había ocurrido?, desde la amnesia, los sentimientos que tanto tiempo había ocultado, disimulado, se habían hecho tan intensos, que hasta se había percatado de ellos...como los celos que sentí cuando miro a Alessa.

Sabia que a él le gustaría, percibí la energía de la mirada antes de que incluso Kei lo pensara y había ideado usar el encanto de Kei para engatusar a Alessa.

Pero no podía controlar mis emociones.
No sabía como había llegado a contener el calor y la furia, no sabía cómo me había contenido de aniquilar a Alessa y besar a Kei en ese momento.

Recordé la sensación de sus labios, de su cuerpo...

Basta.

Las emociones eran más fuertes por que el poder estaba aumentando.
Apreté mis parpados con fuerza.
Si continuaba así, seguiría con esa actitud de loca voluble, a unos momentos odiando a la gente y al siguiente amándolos con locura.

Lo que significaba que sería blanco fácil, cosa que no era nada agradable.
No me permitiría a mi misma dejarme vencer por algo tan simple y humano como la compasión o el deseo.

Cuando escuche el murmullo de unos pasos rozando el pasto y un aura de miedo.

Algo me estaba vigilando.
Me gire, examinando con rapidez los jardines. El viento movía las ramas de los árboles y las hojas de los arbustos. Las cigarras entonaban su lirica canción nocturna, mientras que la luna iluminaba indiferente.

Una sombra se movió sigilosa entre un abeto.

Con rapidez, desenvaine la espada y acuchille la espalda de la criatura.

Cayo, con una herida sangrante, mientras gemía por el dolor. El aroma me fue familiar, y al mirarlo con atención, me percate de que era Viktor.

-Beleth...- susurro.
Pero sus pensamientos fueron más rápidos que lo demás.
-Tú nos delataste, diste nuestra posición y la de Alessa- comente furica. Jamás nadie se había recuperado del dominio completo de Kei. Esto no era probable. ¿Como había ocurrido? Busque entre sus recuerdos, mientras mi espada descansaba a la altura de su nuca.

La hoja estaba bañada en plata y veneno.

No podía aniquilar a un vampiro antiguo, pero si podía aniquilar a un vampiro de cientos de años.
Ellos lo habían contratado para pasarles información. Y habían mandado a aquel ejército de criaturas tras nuestra busca. Por eso había estado conmigo, y por eso me había secuestrado. Aun me codiciaban.
La furia me inundo, mientras de un solo movimiento, enterré la espada en su cabeza; voltee el cuerpo de una patada, y acuchille el corazón. La caja torácica crujió bajo y la sangre salpico a borbotones. Sin corazón, no podría ser revivido. Mire mis ropas, que habían sido salpicadas, y los zapatos completamente arruinados.

Ahora, sabían mis puntos débiles, nuestro lugar de residencia y habían anulado el embrujo de Kei.

Mierda.

Sin darme cuenta, comencé a reír con fuerza.
La situación pintaba mal. Pero actuábamos mejor bajo presión. Me di la vuelta, mientras caminaba en dirección a casa, junte la energía de furia que destelallaba mi alma, y un instante después, el cadáver se había incinerado por completo.

Atravece con rapidez los pasillos de la entrada, mientras habría mi mente para que Kei pudiera recibir mi mensaje.

(Jajajaja, y sigo escribiendo pedazo de testamento XDDD)

_________________
[center]
~Gracias Erea, por la firma de mi marido~



~Gracias JiHae por mi hermosa montura celeste~ *-*
Spoiler:
 
Volver arriba Ir abajo
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: Notas de un genocidio vampirico   Hoy a las 10:39 am

Volver arriba Ir abajo
 
Notas de un genocidio vampirico
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 1 de 2.Ir a la página : 1, 2  Siguiente
 Temas similares
-
» Notas de periodico recientes
» Notas de Medios referidas al tema Defensa
» ¿Qué tal las notas?
» Alguien tiene algún patrón de notas musicales ó Clave de sol?
» porta notas para la nevera mia mia mia mia jajajajajaja.....

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
La Noche de los Caídos :: Otros mundillos :: Zona Rol :: Notas de un genocidio vampírico-
Cambiar a: